The X Files | ARCHIVO


Frank Spotnitz habla desde el set de grabación

Por David Frank
Publicado originalmente el 16 de abril de 2008 en Rope Of Silicon
Traducción: Juan Cárdenas

 

Pegamos nuestras grabadoras a la barba de candado de Frank Spotnitz como si su quijada fuera un cargador de baterías. Él es nuestra guía para la visita al set pero sin autobús ni micrófono, y estamos poniendo a prueba sus habilidades como guía al lanzarle preguntas como si fuera tennis con tres pelotas. Es una conferencia de prensa móvil y sí, sí, el set está muy bien y todo, pero ¿cuál es el nombre oficial de The X Files 2, cómo te está tratando Vancouver y dónde está guardada la infame colección de pornografía de Mulder? Sin embargo, sólo estamos calentando.

¿Qué tan emocionado estás de regresar?

Oh, tengo que decir que realmente pensé que nunca iría a suceder. Después de todos estos años. Negociaciones. Trabajar en la historia. En serio llegué a pensar que nunca iba a pasar. Y ha sido un sueño, ha sido fantástico. Trabajar en el guión fue una alegría. Estar con David y Gillian de nuevo fue una alegría. Alguna gente del equipo de producción son personas que trabajaron en The X Files en Vancouer, y en todas las series de Chris Carter que se filmaron aquí, Millennium, Harsh Realm y The Lone Gunmen. Algunas personas vinieron de Los Angeles, así que ha sido como una reunión familiar de nuevo. Y raramente puedes hacer eso en este negocio, así que ha sido muy bonito.

¿Cuál fue el ímpetu para hacerlo de nuevo, por qué ahora?

Bueno, se nos acercaron para hacer esta cinta antes de que la serie terminara, de hecho, fue en el 2001 cuando un ejecutivo se nos acercó por primera vez para hacer otra película. Y en ese tiempo seguíamos haciendo la serie. Luego el programa terminó y se llevó algún tiempo y luego empezamos negociaciones. Creo que mi acuerdo está hecho desde 2002 o 2003, todo ese tiempo. Luego negociar con David y Gillian y Chris tomó mucho tiempo y después hubo una demanda. Entonces todo se detuvo; luego la demanda se resolvió, creo que a finales del año pasado.

¿Demanda sobre qué?

Fue entre Chris y el estudio. Y honestamente no sé precisamente qué fue. Pero creo que fue sobre dinero, como casi siempre son estas cosas. Pero se arregló. Y una vez que eso pasó, las cosas comenzaron a suceder rápidamente.

The X Files capturó el espíritu nacional de la época… ¿el tiempo ha pasado sobre la serie o sigue teniendo algo que decir sobre lo que está pasando en el país de una forma diferente?

Creo que eso dejaremos que ustedes lo decidan. Sentimos que todavía tenemos algo que decir. Creo que cuando vean la película, verán que no tiene nada de cínica. En verdad que sale del corazón y de dónde están estos personajes y creo que es parte del porqué es un placer tan grande hacerlo. Estábamos libres de las complicaciones y la maquinación de la trama, la trama continua, que se había complicado mucho después de nueve años. Realmente no tuvimos que servir mucho a eso. Y por eso pudimos sencillamente contar una buena historia de miedo y entrar más profundo en los personajes de Mulder y Scully y en su relación de lo que puedan ver en una serie semanal. Así que creo que tuvimos una buena historia que contar.

¿Es lindo estar de regreso en Vancouver haciendo un Expediente X?

Es grandioso. Amábamos a nuestro equipo en Los Angeles y hacer el show ahí, pero Vancouver es donde empezamos y donde construimos nuestro éxito. Y fue muy difícil, dejar la ciudad, así que ha sido una alegría para nosotros regresar aquí y trabajar con nuestros viejos amigos y estar en la ciudad que amamos. Hay mucho aquí que se presta naturalmente a The X Files, pero especialmente a esta historia. Y la escribimos más o menos esperando regresar a Vancouver, tomar ventaja de lo que sabíamos que hay aquí.

¿Fue una decisión creativa o financiera la de filmar aquí?

Fue realmente creativa y emocional, diría yo. Los incentivos financieros siguen existiendo, pero no está ni cerca de lo que solía ser con la debilidad del dólar americano. Cuando la estábamos escribiendo éramos conscientes de eso. Fue realmente sobre… teníamos el deseo de regresar a Vancouver a hacer la película.

¿Qué están pensando hacer sobre el título?

Estoy seguro de que The X Files estará en el título

¿Y un subtítulo?

Creo que será algo así. No lo tenemos muy claro para ser honestos

¿Tenían un título de trabajo mientras escribían el guión?

Teníamos una idea sobre lo que nos gustaría que fuera, pero no lo hemos discutido con el estudio todavía.

Apuntaron a una escala global con el primer filme. Pero este suena más íntimo, ¿es verdad?

Lo es. Es más… de miedo, íntima, escalofriante y, lo más importante, enfocada en los personajes, su relación, quiénes son. Lo que significa ser Mulder, lo que significa ser Scully, después de seis años. Y creo que eso es realmente lo que le da legitimidad al filme. En verdad está lidiando con la verdad de los personajes en este punto de sus vidas.

Más tarde en el día, Spotnitz nos encontró de nuevo en la mesa redonda, justo acabábamos de poner baterías frescas en las grabadoras y todavía teníamos varias curiosidades que satisfacer. Durante la última década, el creador Chris Carter ha llamado casi toda la atención, reconocimiento y escrutinio en lo que respecta a la serie. Sin embargo, mientras hablamos con Spotnitz, queda muy claro que su mano también tuvo un papel significante al cincelar la franquicia de The X Files

Ha pasado mucho tiempo desde que tú o Chris escribieron sobre estos personajes. ¿Qué tan rápido regresaron a ustedes, fue fácil o difícil? ¿Fueron capaces de encontrarlos de inmediato?

Estaba sorprendido de lo fácil que fue. Sorprendido de qué tan vivos siguen en nuestras imaginaciones. Creo que llegamos muy rápido a lo que han hecho en este punto de sus vidas y lo que les ha pasado en los últimos seis años. El otro día hablaba sobre esto con alguien, por ocho años escribí y produje este programa y pasé muchas horas de mi vida pensando en Mulder y Scully, en realidad tantas horas como las que paso pensando en gente real en mi vida, y en cierto sentido son muy reales para mí, y regresaron de inmediato.

¿Qué está en riesgo para The X Files?

Creo que cada vez que haces algo creativo pones tu nombre y tu reputación por delante, así que quieres sentir que estás haciendo algo de lo que te sientes orgulloso. Eso fue muy importante para nosotros porque sentimos que hay mucho de que enorgullecerse en The X Files. Así que quisimos avanzar sabiendo que teníamos una historia real que contar y una razón para contarla, y creo que encontramos eso. Así que creo que todos sentimos, hablando por David, Gillian, Chris y yo, probablemente viene de lo que estábamos haciendo. Más allá de eso, está la cuestión: ¿es un éxito comercial, atraerá a una gran audiencia? Y si eso pasa, entonces tienes la habilidad de hacer más.

¿Quién crees que sea la audiencia para la película, la haces para los fans o tratas de abrirlo lo suficiente para que los no fans puedan entrar? ¿Cuál es el balance?

Esta es la única cosa en común que este filme tiene con el primero. Está diseñado para más de una audiencia. Queríamos recompensar a la gente que veía el show y que lo recuerdan. Pero también queríamos presentar The X Files a toda una nueva generación, gente que era muy joven para ver el show cuando estaba originalmente y la gente que nunca lo vio la primera vez.

¿Es este el guión que originalmente iban a hacer en el 2004? ¿Es lo que pensaban que harían a continuación o cambió? ¿Fue tu idea o de Chris, cómo evolucionó la historia?

Creo que fue en 2002 o 2003 cuando Chris y yo nos reunimos por dos semanas para descifrar cómo sería el Expediente X de esta película y desde entonces no ha cambiado. El Expediente X sigue siendo el mismo. Pero luego se guardó todos estos años, así que cuando regresamos, no revisamos nuestras notas. Solamente guardamos la misma idea básica y construimos la historia desde cero de nuevo porque, honestamente –el lugar emocional donde estamos después de todo este tiempo, dónde deben estar los personajes – cambió mucho. Y eso es gran parte de lo que trata la película, es sobre su relación. Así que no pudimos hacer eso antes. Parte de la historia siguió igual, pero el resto fue hecho este año.

En lo que respecta a la serie, ¿estás satisfecho con cómo terminó, ves todo esto como una oportunidad para tal vez dar un cierre o sólo para hacer cosas que no tuviste oportunidad de hacer en ese entonces?

Uno siempre quiere que lo haga tenga algo de novelístico y una construcción perfecta- tú sabes, inicio, desarrollo y final. Pero en la televisión, no es posible, al menos no fue posible para nosotros. Creímos que haríamos esto por cinco años y luego se volvieron siete y luego se volvieron nueve. No sé cuánta gente lo sepa, pero los últimos tres años de la serie tuvimos que escribir los finales de temporada sin saber si era el final de la serie. Fue como dar saltos hacia delante esos últimos tres años. Así que fue perfecto mientras pudimos lograrlo bajo esas circunstancias, bajo las restricciones de la televisión comercial. Perfecto mientras supimos cómo hacerlo. Así que me siento bien porque hicimos todo lo posible, pero no veo esto como dar un cierre porque creo que en cierta forma cerramos ese capítulo lo mejor que pudimos cuando la serie terminó. Creo que estos son grandes personajes, grandes historias, y hay algo más que decir o algo nuevo qué decir o de lo contrario no sería muy interesante para nosotros.

¿Qué tipo de retos presenta hacer esta historia más cinemática, al contrario de la serie de televisión?

Es interesante porque el show trató siempre de ser cinemático cada semana y siempre pensamos en términos de películas y contar las historias en películas. Así que en la primera cinta realmente pensamos mucho en cómo podríamos aprovechar ese lienzo más grande y el dinero. Honestamente, eso no fue una preocupación esta vez, esta es una película más íntima. Es cinemática, tiene muchas imágenes escalofriantes y perturbadoras, como todos podrían esperar.

¿Es esta una historia que querías hacer durante la serie, o la querías para la pantalla grande?

Creo que la razón por la cual este Expediente X nos gustó es que no tenía nada que ver con lo sucedido en la serie. Fue un desafío, tengo que decirlo, después de 202 horas (capítulos), encontrar algo que no se hubiera hecho. Eso no quiere decir que no hay elementos, los hay en cualquier suspenso supernatural, elementos en los que dices ‘bueno esto como que se parece a aquello, esta historia es algo como esta otra’. Pero la idea fundamental es diferente a cualquier cosa hecha en el programa. Pero también queríamos un Expediente X que pudiera servir como espejo a Mulder y Scully, y buscamos un caso que pudiera exponer cosas sobre ellos, y de eso trata esta historia.

¿Hay cosas en esta cinta que den pie a secuelas, o es una historia auto contenida?

Es una historia contenida y si este fuera el fin de The X Files estaría bien. No te vas a quedar como, quiero decir, no es El Imperio Contraataca, tu sabes ‘¿ahora qué sigue?’ Pero ciertamente deja abierta la posibilidad de más filmes.

Si la franquicia continúa, ¿nos llevará hasta esa fecha en el 2012 de la que se habla en el final de la serie?

Sí, yo he pensado sobre eso también. Y espero que tengamos que lidiar con ese problema.

¿Veremos una película de invasión alienígena con Mulder y Scully?

Cualquier cosa es posible.

¿Esta cinta habría sido muy diferente si no hubiera habido una huelga de escritores?

No. Nos apuramos a terminar la última sesión de revisión del guión, pero debo decir que fueron menores. Pero lo hicimos, fuimos a revisiones como una hora antes de que la huelga comenzara. Pero nada sucedió en los meses que filmamos que nos hiciera sentir como ‘demonios, ojalá la huelga no estuviera, así podríamos cambiar esto’. En verdad la filmamos para igualarla con el guión.

¿Qué has hecho desde que terminó el show, qué más estás preparando?

Hay un número de proyectos que Chris Carter y yo queremos hacer y que no hemos anunciado. Pero hay otras cosas que nos gustaría hacer. Escribimos un guión juntos que no se ha hecho. Era la adaptación de un libro llamado A Philosophical Investigation. Y luego hice Robbery Homicide Division con Michael Mann para la CBS. Reimaginé Night Stalker para la ABC. Y he estado escribiendo guiones para películas también.

¿Tienes otro programa de televisión?

Acabo de producir un piloto llamado Samurai Girl para ABC Family, creo que lo anuncian hoy.

¿Es animado?

No. Es como una novela gráfica. Tiene muchas artes marciales.

¿Puedes describir tu relación de trabajo con Chris?

Tengo que decir que desde el comienzo tuvimos una conexión muy inusual, una del tipo creativo. Pasamos muchas horas solamente hablando de la vida y de ahí salieron ideas para historias o cosas de las que queremos hablar. Y eso sucedió con esta película. Pasamos días sólo hablando incluso antes de afrontar cómo íbamos a afrontar la historia. Y las ideas de las que hablamos en el primer día que nos reunimos en el café Pete’s en Brentwood, California, terminaron siendo el corazón porque los dos queremos – somos como chicos adolescentes en cierta forma – la súper experiencia con palomitas de ser entretenidos y asqueados y vueltos locos y queríamos ese entretenimiento visceral que The X Files es capaz de proveer. También queríamos que fuera sobre algo y tener una idea. Eso es lo que hace que todo valga la pena. Y por eso, es parte de la diversión de colaborar con él, que disfrutamos hablar de estas ideas y encontrar maneras de hacerlas entretenidas.

¿Cómo destacará este filme dentro del excesivo mercado actual de películas de suspenso sobrenatural e historias de terror?

Tengo que decir, honestamente, que nunca vimos dónde The X Files se puede comparar con The Hills Have Eyes o Saw o cualquier otro tipo de películas de horror. Solamente la abordamos en nuestros propios términos, pensando que esto es lo que es, estos son los personajes que son, este es el tipo de historias que hacemos y cómo podemos hacerlo mejor, la película más intensa que se pueda.

© 2017 QuieroCreer
La mayoría de las fotos, personajes e historias son propiedad intelectual exclusiva de la Twentieh Century Fox Film Corporation [http://www.thexfiles.com], por lo que este sitio no es oficial y pretende ser un homenaje de fans al programa de THE X-FILES.